Compartir
Publicidad

EEUU acusa a dos supuestos hackers chinos de haber atacado al menos a 45 compañías y agencias, como IBM y la NASA

EEUU acusa a dos supuestos hackers chinos de haber atacado al menos a 45 compañías y agencias, como IBM y la NASA
1 Comentarios
Publicidad
Publicidad

La tensa situación entre Estados Unidos y China parece que cada vez está más lejos de resolverse. Hoy el Departamento de Justicia de los Estados Unidos (DoJ) dio a conocer una acusación que condena a dos espías chinos, y supuestos hackers, de haber atacado a importantes empresas tecnológicas y agencias gubernamentales, esto como parte de una supuesta campaña que habría sido orquestada por el gobierno chino durante los últimos 12 años.

Esta acusación señala al Ministerio de Seguridad del Estado (MSS), que es la principal agencia de inteligencia de China, como la responsable de haber echado a andar esta campaña con la que buscan robar propiedad intelectual y desestabilizar al país, según el DoJ.

China ha estado robando propiedad intelectual desde hace 12 años, según Estados Unidos

Los acusados son Zhu Hua y Zhang Shilong, quienes serían hackers del grupo denominado APT10, que, según Estados Unidos, es respaldado por Beijing y que varias compañías de seguridad informativa han vinculado al gobierno chino.

Tanto Hua como Shilong poseen la nacionalidad china y se cree que ahora mismo están ocultos en el país. El DoJ los de acusa ataques cibernéticos, conspiración para cometer fraude electrónico y robo de identidad agravado. Según la institución, estas personas habrían "robado cientos de gigabytes de datos confidenciales en aviación, tecnología espacial y de satélites, manufactura, exploración farmacéutica y de petróleo y gas, así como de empresas de comunicaciones, fabricantes de procesadores para ordenadores y empresas de tecnología marítima."

La acusación no menciona los nombres de las compañías afectadas por estos supuestos ataques, salvo el caso de IBM y el Centro Espacial Goddard de la NASA y el Laboratorio de Propulsión a Reacción, también de la NASA. Señalan que son al menos 45 empresas y agencias las que han resultado afectadas por estos ataques.

USA China Foto: Pablo Martinez Monsivais

Entre las acciones señaladas por el DoJ están el robo de datos personales, donde se incluyen nombres, fechas de nacimiento, direcciones de correo electrónico, salarios y números de seguridad social, a más de 100.000 integrantes de la Marina de los Estados Unidos.

Estos hackers se habrían apoyado en campañas dirigidas de phishing, esto a través de archivos de Word con malware donde el objetivo era robar nombres de usuario y contraseñas utilizando también keyloggers.

"Queremos que China cese las actividades cibernéticas ilegales y honre su compromiso con la comunidad internacional, pero la evidencia sugiere que China podría no tener la intención de cumplir sus promesas."

Tras esta acusación, el gobierno de Trump está dando por terminado el acuerdo bilateral impulsado por el expresidente Obama, quien junto al primer ministro de China, Xi Jinping, en 2015, acordaron no lanzar ciberataques y tácticas de espionaje entre ambos países.

Estados Unidos busca que sus aliados se sumen a esta batalla en contra de China

Como era de esperarse, la mayoría de los legisladores estadounidenses están celebrando esta medida, donde a pesar de que no pueden solicitar una extradición, están buscando sentar un precedente, o amenaza, a aquellos que están realizando, o vayan a realizar, este tipo de actividades supuestamente respaldadas por el gobierno chino.

Pero Estados Unidos no sólo busca crear medidas más estrictas para quienes "atacan a su país", sino que también buscan que más naciones se sumen a esta peculiar "guerra" contra China. Ya que con el apoyo de más países, podrán limitar la presencia de estos hackers y los condenarán a permanecer en su país ante el riesgo de ser capturados.

Ahora mismo, Estados Unidos asegura que compañías y agencias en Canadá, Europa, Australia y Japón son blancos del MSS para tareas de espionaje industrial y otro tipo de ataques cibernéticos.

A través de un comunicado, la Oficina de Relaciones Exteriores del Reino Unido respaldó las acciones del gobierno de Trump:

"El Centro Nacional de Seguridad Cibernética evaluó con un nivel de probabilidad alto, que el grupo ampliamente conocido como APT10 es el responsable de esta campaña cibernética sostenida dirigida a proveedores de servicios a gran escala. Es casi seguro que el grupo sigue apuntando a una gama de compañías globales que buscan obtener acceso a secretos comerciales."

Mientras tanto, se espera que en las próximas horas se hagan declaraciones por parte de Japón y Australia para apoyar las acusaciones de Estados Unidos. Por otro lado, China siempre ha rechazado este tipo de señalamientos en su contra desde hace varios años, pero en esta ocasión no han comentado nada hasta el momento.

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio