Compartir
Publicidad

Disney revive a Lucasfilm Games mientras que EA sigue sufriendo por mantener a flote su licencia de Star Wars

Disney revive a Lucasfilm Games mientras que EA sigue sufriendo por mantener a flote su licencia de Star Wars
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

El 30 de octubre de 2012, The Walt Disney Company compra el 100% de Lucasfilm por 4.050 millones de dólares, y en abril de 2013, Disney anuncia el cierre de LucasArts, el famoso y clásico estudio de videojuegos que se encargaba de, entre otras cosas, los juegos de Star Wars e Indiana Jones.

El 6 de mayo de 2013, Disney y EA anuncian un acuerdo de colaboración para que el estudio se haga cargo durante los próximo 10 años de todos los juegos para consolas relacionados con Star Wars, incluidos aquellos se quedaron en desarrollo tras el cierre de LucasArts.

Han pasado seis años desde que EA posee la licencia exclusiva de Star Wars y durante este tiempo sólo hemos visto dos juegos, 'Star Wars: Battlefront' y 'Star Wars: Battlefront II', nada más, además de polémicas, cancelaciones, proyectos inconclusos y promesas. Ante esto, parece que Disney no está muy contento, y más después del caos que se desató con 'Battlefront II', por lo que ahora están por revivir al viejo estudio de desarrollo de videojuegos 'Lucasfilm Games'.

Parece que Disney ya se cansó de ver lo que está pasando con Star Wars en consolas

Lucasfilm Games nació en 1985 como una división de Lucasfilm Ltd., donde George Lucas quería que fuese una compañía independiente centrada en el desarrollo de videojuegos independientes y manejara las licencias de su compañía. En 1990, tras una reorganización que dio vida a LucasArts Entertainment Company, Lucasfilm Games cambia de nombre a simplemente LucasArts.

Lucasfilm Games y posteriormente LucasArts son los responsables de joyas como 'Maniac Mansion', 'Loom', 'The Secret of Monkey Island', 'Grim Fandango', varios juegos para Atari y nada más y nada menos que 49 juegos relacionados con Star Wars, siendo el último 'Angry Birds Star Wars II' de 2013, ya que posteriormente todo pasaría a manos de EA.

Aquí hay que destacar que tras la compra de Lucasfilm por parte de Disney se decide mantener a LucasArts como licenciatario, ya que EA sólo tenía derecho para explotar el universo Star Wars en consolas caseras, por lo que juegos para móviles y otras plataformas seguían siendo responsabilidad de Disney.

Es así como ahora, a través de una gran cantidad de nuevas ofertas de trabajo, Disney y Lucasfilm están buscando personas relacionadas con el mundo del videojuego para dar vida a Lucasfilm Games, ya que al parecer LucasArts seguirá como licenciatario.

El último juego que salió bajo el sello de Lucasfilm Games fue 'Monkey Island 2: LeChuck's Revenge', y ahora está de vuelta para desarrollar nuevos títulos y hacerse cargo de las franquicias de Lucasfilm, como Star Wars e Indiana Jones, esto de acuerdo a las descripciones de los puestos de trabajo.

La compañía está buscando productores, desarrolladores, vendedores, supervisores y personas que "darán soporte a una amplia gama de plataformas que incluyen consolas caseras, PCs, smartphones y plataformas AR/VR".

Hasta el momento no se sabe cuándo empezará a operar Lucasfilm Games y qué planes tiene. Mientras tanto, EA sigue siendo teniendo en exclusiva los derechos de Star Wars hasta 2023, con sólo dos juegos durante los últimos seis años y la promesa del lanzamiento de 'Star Wars: Jedi Fallen Order', que llegaría este mismo 2019 bajo el desarrollo de Respawn Entertainment.

Hay quienes creen que el desarrollo de los juegos de Star Wars se ralentizó cuando pasó a menos de EA, creando muchas dudas acerca de su capacidad y haciendo creer que estaban desperdiciando una oportunidad importante. Pero la gota que colmó el vaso fue el caos que surgió por 'Star Wars Battlefront II' y la visión de la compañía por venderlo más como un servicio que como un videojuego.

'Star Wars Battlefront II' fue duramente golpeado y su lanzamiento fue desastroso gracias a esa estrategia de micropagos que daban ventaja a aquellos jugadores dispuestos a desembolsar más, un sistema de cajas de botín que acabó siendo estudiado en las comisiones de Estados Unidos, Bruselas o el Reino Unido, objetos desbloqueables imposibles y muchos otros factores.

Ante esto, parece que Disney quiere tomar las riendas del negocio de los videojuegos, aunque no está claro si esperarán a que termine el contrato con EA, o lo cancelarán para hacerse cargo cuanto antes.

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio