Publicidad

Xiaomi Mi 9T, primeras impresiones: Xiaomi apuesta por una cámara pop-up para un modelo que apunta muy alto
Celulares

Xiaomi Mi 9T, primeras impresiones: Xiaomi apuesta por una cámara pop-up para un modelo que apunta muy alto

Publicidad

Publicidad

A finales de mayo, Redmi, la marca independiente de Xiaomi, lanzó en China sus nuevos Redmi K20 Pro y Redmi K20, dos modelos con prestaciones de gama alta a precio de gama media. A los pocos días, la propia Xiaomi anunció que estaba preparando un nuevo teléfono de la familia Mi 9 que se llamaría Mi 9T y que sería presentado oficialmente el 12 de junio, lo que provocó que surgieran las primeras especulaciones acerca de un posible Redmi K20 renombrado para el mercado internacional.

El día ha llegado y los rumores se han confirmado: el Xiaomi Mi 9T comparte todas y cada una de las prestaciones del Redmi K20, incluyendo la triple cámara trasera de 48 megapíxeles, la cámara frontal de tipo periscopio y el sensor de huellas integrado en la pantalla. En Xataka, hemos tenido la oportunidad de pasar un rato con él para contaros las primeras impresiones que nos ha transmitido el nuevo miembro de la familia Mi 9.

Ficha técnica del Xiaomi Mi 9T

XIAOMI MI 9T

PANTALLA

AMOLED 6,39 pulgadas (19,5:9)

Resolución FullHD+ (2.340 x 1.080 píxeles)

PROCESADOR

Qualcomm Snapdragon 730

RAM

6 GB

ALMACENAMIENTO

64 GB / 128 GB

SOFTWARE

Android 9 Pie + MIUI 10

CÁMARA TRASERA

48 MP f/1.75 gran angular

13 MP f/2.4 ultra gran angular

8 MP f/2.4 tele

CÁMARA FRONTAL

20 MP f/ 2.2

Sistema pop-up

BATERÍA

4.000 mAh con carga rápida 18W

OTROS

Dual 4G, BT 5.0, NFC, GPS, USB-C, jack de 3,5 mm, lector de huellas en pantalla

DIMENSIONES Y PESO

156,7 x 74,3 x 8,8 mm

191 g

PRECIO

6GB/64GB: 329 euros

6GB/128GB: 369 euros

Agradable a la vista y al tacto

Además de estar construido en cristal, el Xiaomi Mi 9T tiene las esquinas redondeadas y una trasera curvada en los bordes, de manera que todo ello, en conjunto, proporciona un agarre cómodo y firme. Su peso de 191 gramos y su grosor de 8,8 milímetros no nos permiten hablar de un dispositivo ligero y delgado, pero teniendo en cuenta su gran pantalla de 6,39 pulgadas, tampoco son algo exagerado. Eso sí, no esperes usarlo con una sola mano.

Xiaomi Mi 9t

La trasera está disponible, de momento, en dos colores: azul (Glacier Blue) y negro (Carbon Black); el primero de ellos presenta un diseño holográfico, mientras que el segundo simula la apariencia de la fibra de carbono. En ambos casos, resultan muy atractivos pero también son un imán para las huellas (especialmente, el modelo azul), como suele suceder con estos materiales. Para evitarlo, siempre puedes recurrir a la funda rígida en color negro mate que ha incluido Xiaomi en la caja del Mi 9T.

En esa parte trasera es donde encontramos las tres lentes que componen la cámara principal y que están alineadas verticalmente en el centro. El lateral izquierdo es totalmente liso; en el derecho, tenemos el control del volumen y el botón de encendido, que también sirve de acceso directo al asistente de Google.

Xiaomi Mi 9t 04

En el marco inferior, tenemos el puerto USB-C, la ranura para tarjetas (curiosa ubicación) y el altavoz, mientras que el borde superior queda reservado para la toma jack de auriculares (algo de lo que carece, sin embargo, su hermano Mi 9 SE) y para el módulo de la cámara retráctil.

Solo podemos hacer que la cámara frontal entre y salga del dispositivo desde la app de la cámara; al activarla u ocultarla, emite un efecto luminoso y un efecto sonoro que pueden desactivarse si no son de tu agrado (hay varios sonidos para elegir, por cierto). En cualquier caso, el mecanismo pop-up, algo que estamos viendo en cada vez más smartphones, aquí funciona correctamente y transmite una sensación de durabilidad y consistencia. Habrá que ver si con el paso del tiempo continúa así.

Xiaomi Mi 9t 07

Todo-pantalla con buena visualización

Por delante, nos encontramos una pantalla con cristal Corning Gorilla Glass 5 que ocupa prácticamente todo el frontal, sin notch y con unos marcos bastante ajustados. Por desgracia, en este caso, el tratamiento oleofóbico no es muy efectivo, y cuando está apagada, las huellas resultan bastante visibles.

Xiaomi Mi 9t 11

En el aspecto técnico, el Xiaomi Mi 9T dispone de un panel AMOLED de 6,39 pulgadas con resolución FUllHD+ (2.340 x 1.080 píxeles) y relación de aspecto 19,5:9. Si a eso añadimos un ratio de contraste de 60.000:1 y un brillo máximo de 600 nit, tenemos una experiencia general buena en términos de visualización. Al menos, en interiores, que es donde hemos podido probarla, y con el brillo llevado al máximo (el automático no funciona todo lo bien que debería).

Mención aparte merecen las opciones de MIUI en este apartado, que nos permiten, por ejemplo, ajustar el contraste y los colores a nuestro gusto por si, como nos ha sucedido a nosotros, nos resulta demasiado fría. También dispone de un modo oscuro, un modo lectura, función Always-on y posibilidad de reactivar la pantalla con doble toque o al levantar el teléfono. En cuanto a la respuesta táctil, nos ha parecido óptima durante el tiempo que hemos probado el teléfono.

Xiaomi Mi 9t 05

Y ahora que hablamos de la pantalla, es un buen momento para detenernos en el lector de huellas integrado en ella. Durante el rato que hemos tenido el terminal, hemos podido registrar nuestra huella para probarlo y, a pesar de que es algo más lento que los lectores físicos, se ha mostrado bastante efectivo. Además, cada vez que tocamos la pantalla, aunque esté apagada, aparece un pequeño símbolo en la zona inferior para indicarnos dónde debemos poner el dedo.

Rendimiento de alto nivel

Si en el Xiaomi Mi 9 SE teníamos un Snapdragon 712, aquí el fabricante chino ha vuelto a apostar por un cerebro de Qualcomm, pero en esta ocasión, ha optado por un chipset de su gama media premium. El Snapdragon 730 llega acompañado, además, por 6 GB de RAM y dos opciones de almacenamiento: 64 y 128 GB.

Xiaomi Mi 9t 02

En la práctica, esa combinación del Snapdragon 730 con los 6 GB de memoria RAM proporciona un rendimiento fluido, sin limitaciones a la hora de abrir o cargar aplicaciones, ni siquiera en multitarea. Tampoco hemos experimentado parones en las transiciones ni cierres inesperados. Incluso hemos estado jugando a Asphalt 9 sin problemas.

Las primeras impresiones en este apartado, por tanto, son bastante positivas, aunque tendremos que esperar al análisis para pasarle los benchmarks y comprobar cómo se comporta con juegos y aplicaciones más exigentes.

Xiaomi Mi 9t 08

En cuanto al sistema operativo, el Xiaomi Mi 9T llega con MIUI en su versión 10.3 sobre Android 9 Pie. La capa que nos propone Xiaomi, como es habitual, viene con numerosas opciones de personalización, ajustes y herramientas de optimización, pero a cambio, incluye multitud de aplicaciones preinstaladas.

Entre las apps propias, encontramos desde utilidades básicas hasta funciones añadidas (limpiador, seguridad, grabadora de pantalla, radio FM, brújula...), pasando por aplicaciones duplicadas que ya tenemos en el pack que obliga a instalar Google en los terminales Android (galería, música, navegador, vídeo...). Y como es costumbre en MIUI, tenemos varias apps de terceros, como Opera, Amazon, Facebook, Aliexpress o Netflix. Lo bueno es que estas últimas son totalmente desinstalables.

Amplias posibilidades fotográficas

Como hemos comentado anteriormente, el Xiaomi Mi 9T incluye una cámara trasera compuesta por tres sensores: uno de 48 megapíxeles con gran angular y f/1.75, otro de 13 megapíxeles con ultra gran angular (128,4 grados) y apertura f/2.4, y otro de 8 megapíxeles y teleobjetivo f/2.4. La cámara frontal, por su parte, integra un único sensor de 20 megapíxeles con apertura f/2.0, por lo que se ve obligada a recurrir al software para lograr el efecto bokeh.

Xiaomi Mi 9t 09

Ambas cámaras incluyen, además, asistencia de la Inteligencia Artificial (si así lo deseamos, porque se puede activar o desactivar) y modo retrato con efecto belleza y posibilidad de jugar con el desenfoque del fondo. La interfaz de la app de la cámara nos resulta de sobra conocida porque es la que encontramos en otros modelos de Xiaomi, rápida, intuitiva y con muchos modos de disparo.

En el caso de la cámara trasera, tenemos un modo Pro, en el que podemos ajustar manualmente la velocidad de exposición, el diafragma, el balance de blancos y la sensibilidad. Cabe destacar, asimismo, las opciones de vídeo, con posibilidad de grabar un vídeo corto (también disponible en la cámara frontal) o a cámara lenta (960 fps). No faltan tampoco el temporizador, el flash, el HDR y diferentes filtros para darle un toque artístico a las fotos.

Xiaomi Mi 9t 12

En la cámara frontal, además, contamos con infinidad de opciones para "ponernos más guapos", incluyendo varios tipos de iluminación y maquillaje artificial para diferentes zonas del rostro. Aunque, como suele suceder en los terminales de fabricantes chinos, más vale optar por niveles moderados de embellecedor si no queremos acabar pareciendo un dibujo animado.

De la calidad de las dos cámaras, hablaremos largo y tendido en el análisis, cuando hayamos podido probarlas en diferentes tipos de escena, pero no cabe duda que el Xiaomi Mi 9T ofrece un gran abanico de posibilidades fotográficas que nos permitirá ser todo lo que creativos que queramos ser. Por cierto, el sensor principal de la cámara trasera es el mismo que el del Xiaomi Mi 9 SE.

Fuerte competidor para la gama media-alta

Por 329 euros (369 euros si hablamos del modelo con 128 GB de almacenamiento), Xiaomi nos propone un teléfono bien construido, con materiales que parecen premium y resistentes a pequeños golpes o arañazos. Estéticamente es atractivo, y en la mano, resulta cómodo.

Xiaomi Mi 9t 06

El trabajo conjunto del procesador Snadpragon 730 con los 6 GB de RAM proporciona un rendimiento fluido, lo que, sumado a la visualización óptima de la pantalla, se traduce en una buena experiencia de uso en líneas generales. Hasta que no podamos exprimirlo al máximo en nuestro análisis, tanto en términos de potencia como de autonomía, y no hayamos probado sus cámaras en profundidad, no podremos emitir un veredicto, pero está claro que es este Mi 9T, o Redmi K20, como quieras llamarlo, apunta maneras.

Xiaomi ya nos tiene acostumbrados a ofrecernos terminales que tienen en la relación calidad/precio su mayor virtud, y este nuevo modelo no es una excepción. No sabemos si, finalmente, habrá un Mi 9T Pro que supere estas prestaciones sin incrementar demasiado el precio, pero, de momento, el Mi 9T se postula como un importante rival a batir en el rango entre los 200 y los 300 euros.

Temas

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Inicio
Compartir